Ágata Jaspe. Estándar



Estándar oficial de la Comisión Técnica de Color FOCDE

A pesar de la fuerte dilución que la mutación ejerce sobre el ágata, este tipo de ejemplares deben presentar un diseño perfectamente estriado, similar al clásico, pero más diluido.

La cabeza, nuca, dorso y flancos serán similares al clásico, por lo que el diseño debe estar presente y debe cubrir perfectamente todo el ejemplar de un color gris perlado claro.

Las remeras primarias del ágata jaspe, al igual que otras variedades que presentan esta mutación, muestran una fuerte reducción de la melanina (patrón de las plumas de vuelo), como consecuencia de a herencia de los espinus. En las remeras secundarias y en la base de las timoneras se les puede apreciar una importante dilución en la periferia de las plumas. Nos encontramos, como en el negro y en el bruno, una mayor concentración melánica, que aparece sobre el raquis de las mismas.

Podemos observar el lipocromo de fondo con claridad, según su categoría. Subplumaje gris claro. La feomelanina reducida al máximo. Un aspecto importante es la dilución escalonada que ofrecen las remerras y timoneras, de un color gris claro y luminoso.

Patas, pico y uñas color carne, ojos negros.

Principales defectos

 Falta parcial de dilución en las plumas y restos de lipocromo o melaninas poco afectadas por la mutación. Excesiva dilución de las plumas de las alas (primarias), llegando a diluir las secundarias. Timoneras (cola), completamente diluidas. Presencia de feomelanina. Tendencia al canario ágata opal.

En función del lipocromo de fondo y de su categoría se clasifica en:

Ágata jaspe SD amarillo

CLAVE COM
DENOMINACIÓN
b – 11 – I - A
Ágata jaspe SD amarillo intenso
b – 11 – I - B
Ágata jaspe SD amarillo nevado
b – 11 – I - C
Ágata jaspe SD amarillo mosaico

 Ágata jaspe SD rojo

CLAVE COM
DENOMINACIÓN
b – 11 – II - A
Ágata jaspe SD rojo intenso
b – 11 – II - B
Ágata jaspe SD rojo nevado
b – 11 – II - C
Ágata jaspe SD rojo mosaico

 Ágata jaspe SD blanco dominante

CLAVE COM
DENOMINACIÓN
b – 11 – III
Ágata jaspe SD blanco dominante

Ágata jaspe SD blanco recesivo

CLAVE COM
DENOMINACIÓN
b – 11 – IV
Ágata jaspe SD blanco recesivo

 Ágata jaspe SD amarillo marfil

CLAVE COM
DENOMINACIÓN
b – 11 – V - A
Ágata jaspe SD amarillo marfil intenso
b – 11 – V - B
Ágata jaspe SD amarillo marfil nevado
b – 11 – V - C
Ágata jaspe SD amarillo marfil mosaico

 Ágata jaspe SD rojo marfil

CLAVE COM
DENOMINACIÓN
b – 11 – VI - A
Ágata jaspe SD rojo marfil intenso
b – 11 – VI - B
Ágata jaspe SD rojo marfil nevado
b – 11 – VI - C
Ágata jaspe SD rojo marfil mosaico

 Calificaciones

ÓPTIMO. Diseño similar al ágata clásico, pero más diluido y con eumelanina dispersa. Cabeza, nuca, dorso y flancos bien marcados, de color gris perla claro. Patrón de vuelo en las zonas de elección: nueve remeras primarias y comienzo de la cola. Dilución de forma escalonada, que ofrecen las remeras y comienzo de la cola, de color gris claro luminoso. Ausencia de feomelanina. Patas, pico y uñas de color carne.
BUENO. Diseño característico de la mutación. Cabeza, dorso y flancos gris perla. Patrón de vuelo dentro de las zonas de elección en remeras y timoneras. Ligera presencia de feomelanina. Patas, pico y unas color carne.
REGULAR. Diseño característico de la mutación, pero un poco emborronado y confuso. Patrón de vuelo fuera de las zonas de elección. Presencia evidente de feomelanina. Patas, pico y uñas melanizadas.
MALO. Diseño muy emborronado o muy diluido. Patrón de vuelo fuera de las zonas de elección o carente de él. Exceso de feomelanina. Patas, pico y uñas oscuras.



Estándar oficial de enjuiciamiento de Canarios de Color del Colegio de Jueces COE

En el ágata parece que la mutación no ejerce una fuerte dilución, puesto que aparece melanizada casi toda la totalidad de la pluma. Así nos deja un pájaro con un diseño perfectamente estriado que tendremos que seguir estudiando. (Provisional).

El patrón de vuelo solamente debe ser visible hacia el centro, sin llegar al extremo de las remeras y timoneras; donde aparecerán las puntas con su carga eumelánica correspondiente. Tampoco debe ser visible con las alas replegadas, en secundarias y terciarias. En la cola, el lipocromos será visible en las plumas externas no apreciándose en el centro.

Ausencia de feomelanina.

Subplumaje gris claro.

Partes córneas color piel.

Principales defectos:

·         Patrón alar extendido hacia la punta y hacia las secundarias.

·         No marcar la cabeza y los flancos.

·         Plumas melánicas no afectadas por la mutación. Plumas blancas.

·         Presencia de feomelanina.

·         Tendencia al Opal.



Estándar oficial de la COM       
 Excelente: Puntos 29.
Estrías eumelánicas centrales cortas y finas de color gris perla sobre un fondo menos melanizado (vetas melánicas, ambas procedentes del borde de las plumas).
Ausencia de feomelanina.
Patrón de vuelo visible hacia el centro, sin llegar al extremo de remeras y timoneras; donde aparecerán las puntas con su carga eumelánica correspondiente. Tampoco debe ser visible con las alas replegadas, en secundarias y terciarias. En la cola, el lipocromo, será visible en las plumas externas no apreciándose en el centro.
Partes córneas de color carne.
Bueno: Puntos 28-27.
Estrías eumelánicas cortas y finas sobre un fondo ligeramente melanizado.
Ligera presencia de feomelanina.
El lipocromo se pàsa ligeramente por exceso o por defecto de la zona elegida.
Partes córneas de color carne.
Suficiente: Puntos 26-24.

Estrías eumelánicas anchas y largas. Oxidación.
Presencia de feomelanina.
El lipocromo del patrón se pasa bastante de la zona elegida por exceso o por defecto.
Partes córenas ligeramente oscurecidas.
Insuficiente: Puntos 23-18.
Estrías eumelánica más anchas y largas. Oxidación.
Exceso de feomelanina.
Plumas melánicas no afectadas por la mutación.
Plumas blancas.
Patrón alar extendido hacia las puntas y hacia las secundarias, o bien no marca patrón.
Cola con el lipocromo extendido hacia el centro.
Partes córneas oscurecidas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario